23.8.12

Tejido a la vista.

El otro día paseando por A Coruña me encontré con los veleros de la Tall Ships Race que estaban amarrados en el puerto y se podía subir y cotillear y hasta bailar (menudas fiestas tenían montadas a bordo!). En un buque escuela mexicano, que estaba reluciente como los chorros del oro y tenía banda sonora de mariachis -lo juro-, encontré esta especie de mega nudo marinero que me recordó la técnica del tejido continuo en telar de bastidor. 
Ahora viendo la foto con calma me parece entender que en realidad se realiza con dos hilos a la vez partiendo de esquinas opuestas. Tendré que probarlo en el telar.
Lo que no me quedó claro es si esta pieza es funcional o puro aburrimiento de altamar. Yo lo veo estupendo como tapete para el baño del capitán.

No hay comentarios:

Publicar un comentario